Abogados de Divorcio

El divorcio es una de las etapas más difíciles que puede enfrentar una familia. Por eso necesita a un abogado de divorcio que entienda su caso y su resultado deseado. Contáctenos hoy para una consulta.

HORARIO DE OFICINA

Lunes – Viernes 8:00am – 5:30pm
Sábado Cerrado
Domingo Cerrado

Contáctenos

Cuatro oficinas localizadas cerca de usted en Winston-Salem, High Point y Greensboro

Hable con un abogado hoy mismo

El Divorcio es Complicado. Confía en Nuestros Abogados de Divorcio

Terminar tu matrimonio probablemente será una de las experiencias más difíciles de tu vida. La dificultad no es sólo emocional, sino también legal. Cuando llegue el momento de la separación y el divorcio, busque el consejo de nuestros abogados de divorcio en Dummit Fradin.

¿Listo para solicitar el divorcio? Llame al (877) 978-3218 para programar una consulta inicial.

Divorcio en Carolina del Norte

Con casi el 50% de los matrimonios en los Estados Unidos que terminan en divorcio, es difícil encontrar una familia no afectada por el divorcio, ya sea directa o indirectamente. Es importante que las parejas divorciadas reconozcan varias distinciones claves en la ley de Carolina del Norte. En primer lugar, una pareja sólo es elegible para el divorcio después de un período de un año de separación. Esto significa que las partes se han separado físicamente y al menos una de las partes tiene la intención de poner fin a la relación matrimonial permanentemente. Esta separación debe durar un período de un año completo antes de que las partes sean elegibles para el divorcio. Por lo menos una de las partes debe residir en el estado de Carolina del Norte por lo menos seis meses antes de la presentación de un divorcio.

Es importante destacar que Carolina del Norte es un estado de divorcio sin culpa, lo que significa que factores como la infidelidad o el abandono no se consideran con el propósito de asegurar un divorcio. Los únicos requisitos son que las partes tuvieron un matrimonio válido, se han separado por un año o más, y que por lo menos una de las partes es un residente de Carolina del Norte durante seis meses o más antes de solicitar el divorcio. Los divorcios de Carolina del Norte están gobernados por N.C.G.S. § 50-6. El proceso de divorcio disuelve los vínculos del matrimonio entre marido y mujer.

El divorcio, por sí solo, no permite que el tribunal considere otros asuntos como: